Bakemono + Monogatari = ?

Bakemono + Monogatari = ?

Algo que me gusta mucho y al mismo tiempo entiendo poco, es la forma de crear nuevas palabras combinando otras que se da con mucha frecuencia en Nippon. De esa forma suceden cosas que parecen meros accidentes lingüísticos pero que en el fondo son algo más complejo de lo que en principio podemos percibir desde nuestra mente de cultura occidental. Quizá esta fascinación hacia lo exótico y desconocido fue parte de la fórmula que me hizo caer en las redes de Bakemonogatari.

Recuerdo que un buen día navegando por la red me topé con la figura en PVC de Senjougahara Hitagi, misma que en algún post anterior he reseñado, tal imagen me causó mucha curiosidad, pero el siguiente detonante fue el mismo nombre de la serie a la cual pertenecía. Para aquellos que sugieren que es muy complicado aprender japonés yo concluyo que si los niños pequeños aprenden lo suficiente como para hacerse entender con sus papás nippones… pues yo no me considero menos capaz y algo he de aprender (y aprehender) después de considerables horas de ver anime. Entonces en mis capacidades limitadas entendía que bakemono se refiere a alguna criatura o “bicho raro” podemos interpretarlo como monstruo, tal y como Jubeii se refiere al hombre de piedra cuando se enfrentan en Ninja Scroll, entonces si me remito a que en otras ocasiones me había topado con el término monogatari el cual puedo entender como cuento, historia o relato, pues para que gastarnos o cansarnos diciendo bakemono monogatari y ¡zas! Nos topamos con que de ahí viene el nombre mismo de la serie. Y después de mi ridículo intento por aprender un poco más, el siguiente paso lógico era buscar la serie misma.

Una serie que por momentos pareciera un simple school life / harem / seinen / fantasy se convierte muy pronto en un viaje por demás complejo e interesante a muchos niveles. Así como el Dr. Flink en Los Simpsons no comparte su juguete de colores con los niños de la guardería porque “ellos no lo disfrutarían al mismo nivel que él” me parece que Bakemonogatari es una serie muy buena que podría no ser apta para quienes apenas buscan su primer encuentro con el anime y la otakuzidad.

Aunque es muy probable que yo esté equivocado quiero justificar un poco mi conclusión anterior, Bakemonogatari es una obra que surge de las novelas de Nishio Ishin y su avance a la animación son el fruto de una técnica evolucionada y depurada. Propiamente me atrevo a decir que la calidad es todo un juego de contrastes en esta serie pues al mismo tiempo tenemos un disfrute total que explota genialmente a la Alta Definición, pero por el otro lado el diseño en sí raya por momentos en lo minimalista. En un estilo que me recuerda mucho al clásico NGE cuenta con escenas de grandes pausas y eternos silencios y de la misma manera que el título mismo de la serie, el lenguaje es utilizado en toda su complejidad y aprovechando todas las bondades que puede ofrecer. Un ejemplo concreto lo podemos ver desde el primer capítulo pero a partir del tercero toma más énfasis con la interpretación del caracol encarnado (si el término cabe) en Hachikuji Mayoi, además los textos también se integran con los escenarios y nos saturan de información de manera que nos invita a volver a ver uno y otro capítulo en diferentes momentos para desenmarañar mejor todo lo que sucede en cada caso.

Tratando de simplificar podría describir esta serie como las aventuras de Araragi Koyomi quien conoce a la misteriosa Hitagi con quien comienza una relación revelando misterios sobre todas las personas que los rodean. Pero de verdad, me estaría quedando corto, por momentos ni siquiera sabría que tanta importancia tiene el mencionar que nuestro cuasi héroe es un vampiro reformado y que hay escenas que bien puedes tener en pausa en la pantalla y apreciarlas como verdaderas obras de arte, para ello me remito a la escena en las escaleras del primer capítulo.

Una serie donde las imágenes, las texturas, la música y las palabras tienen un papel por momentos tanto o más importante que los personajes mismos en definitiva es una serie que hay que ver siempre que se tenga claro el terreno al que nos estamos metiendo, porque luego por eso surgen los desacuerdos y la situación típica de: “pos yo no pasé del segundo capítulo”.

Compartir
  • Carlos Jacobo

    Épica serie, totalmente recomendada.

  • http://twitter.com/memoHDCV H. Daniel Cruz

    Concuerdo en que es una serie EPICA xD … aunque tambien concuerdo que no a todos les ha de gustar, a mi en lo personal me fascino :)

  • http://twitter.com/Gaiushell Caesar hellsing

    Realmete me ha gustado, aunque concuerdo conque es algo difícil de digerir. Pero lo digo en el sentido del detalle y lo bien hecha que esta. que muchas veces me llevo a poner pausa y pasar cuadro por cuadro en algunas escenas donde algo de texto pasaba tan rápido que no tenia tiempo de leer bien. Pero cuando empiezas a comprendedla es realmente un disfrute en todos los sentidos. Como bien dice en la reseña pasa de escenarios donde hay muchas cosas que ver hasta escenarios con diseños tan simples pero a la vez tan finos que simplemente se te dilatan las corneas.
    Ya lo había dicho con mis amigos, muchos dicen que el anime ya esta muriendo y que no hay nada nuevo. Pero tal derroche de creatividad de Bakemonogatari y Nisemonogatari les callan la boca.
    Y bueno podríamos escribir y escribir de este anime, ahí tenemos que cada ciertos capítulos cambia el openin y el ending aunque siempre es el mismo hay cosas direferentes entre cada capitulo.
    Muy recomendada, aunque eso si hay que prender un poco el cerebro para poderla disfrutarla plenamente.

  • http://twitter.com/javiersete javiersete

    al princio yo creia que era una serie school life/gore ya que habia leido por ahi una pequeña reseña,despues de que la empece a ver no pare de reir,es vastante comica 😀

  • ﺥ.ΘçнöД:

    Es un anime muy importante, por momentos de bakemono se parece a amelie en muchas cosas, pero sin lugar a dudas solo es inspiracion no plagio como en otras ocasiones y la historia, el transfondo, todo esta bien logrado, muy articulado, las tomas especialmente la forma que cambian, es magnifica.