El fanatismo religioso vuelve a atacar, esta vez la víctima es el manga de Vampire Knight.

Un ministro de la iglesia del santo tabernáculo presento ante el consejo ciudadano de Cleveland algunas quejas referentes a una librería de la ciudad, como por ejemplo argumentó que el sombrero seleccionador de las películas de Harry Potter es símbolo de la maldad, dentro de la tienda hay adornos con rosas secas que de acuerdo al ministro hacen alusión al ocultismo y por último que la librería debería de remover de su colección alrededor de 75 obras demoníacas entre las cuales se encuentra el manga de Vampire Knight

El ministro especifico que estas historias no son nada propias y que el tema del romance entre vampiros y jovencitas es inmoral.

En su defensa la dueña de la librería presento un documento ante el consejo ciudadano donde comenta que todo este contenido es fantasía y que cada persona tiene derecho a opinar sobre esto, además de que fue apoyada por un escritor de novelas de terror de la ciudad y un teniente del programa de reservas juveniles de las fuerzas armadas que concluyó que estas historias no tienen nada de malo, en su caso la serie de Harry Potter enseñó valores como la lealtad y la honestidad a sus hijos.

El alcalde de Cleveland decidió no tomar en cuenta la queja, casualmente durante esta semana se celebra un movimiento conocido como Banned Book Week, el cual intenta evitar este tipo bloqueos y censuras en los libros. Toda persona tiene derecho a leer lo que guste y a opinar lo que desee.

Fuente: yourhoustonnews

Vía: ANN

Leave a Reply

Your email address will not be published