En la distante década pasada, por ahí del 2008 pudimos conocer a una hermosa otaku de clóset que lucha desesperadamente por conservar un par de secretos fuera del alcance de quienes la rodean: el primero es su afición al manga y al anime, lo cual también incluye cosplay y coleccionables, o sea, toda una otaku. El otro secreto es un secreto incluso para los espectadores mismos, será verdad que la hermosísima tsundere Nogizaka Haruka se encuentra enamorada del cuasi nerd Ayase Yuuto o sencillamente es el hecho de que parece ser el único que no la rechaza por sus gustos extraños.

Sea como sea, es un lástima que Haruka no pueda pasear más a menudo con su cosplay preferido, el uniforme escolar de Shana-chan de Shakugan no Shana.

También son divertidas las auto-parodias que se realizan entre seiyuu y algunas otras series y hábitos propios de la otakuzidad lo que hace de ésta una serie digna de contar con el “enhorabuena” de pulgar del Sr. Burns y de Kona-chan sensei.

A pesar de la extrema ñoñez de sus personajes principales y la poca acción que consigue Yuuto de Haruka, son en realidad los padres de la chica quienes logran poner el principal toque de comedia. Especialmente el episodio donde Gentou trata de intimidar a Yuuto y éste se ve doblegado ante el poder de Akiho su hermosa esposa y madre de Haruka y Mika.

Leave a Reply

Your email address will not be published